Los nuevos hábitos de alimentación, la excesiva higiene, la no exposición a la vida del campo ha producido que cada vez la población esté menos expuesta a patógenos, “el sistema inmunitario este ocioso” y aparezca un mayor número de alergias, enfermedades autoinmunitarias e inflamatorias, inmunodeficiencias, infecciones, etc.

 
En nuestro aparato digestivo se pueden detectar millares de bacterias. Mientras que unas son las causantes de enfermedades (patógenas), otras son beneficiosas para nuestro organismo (probióticos).Nuestro estado de salud depende en gran parte de estas bacterias beneficiosas y del control que éstas puedan ejercer sobre las patógenas.

La flora intestinal constituye un complejo ecosistema en el que conviven muchas especies de bacterias (hasta 400 especies diferentes). Para preservar su equilibrio es necesario cuidar la alimentación, añadiendo a nuestra dieta los llamados alimentos probióticos.

“El papel esencial de los probióticos es el de garantizar una buena higiene digestiva favoreciendo la degradación y la absorción de ciertos alimentos.

Se denominan probióticos a aquellos microorganismos vivos (bacterias, hongos etc.) queadministrados en una cantidad y forma adecuada, confieren un beneficio a la salud del individuo. Actúan a nivel del tubo digestivo, por una parte ayudan a regular la flora bacteriana, creando un medio desfavorable para los microorganismos causantes de infección: cuando los probióticos pasan al estómago, se pegan a las paredes del tubo digestivo, evitando que las bacterias nocivas se adhieran.

Por otra parte, estimulan el crecimiento de las células intestinales, incrementando la respuesta del sistema inmunológico ante los diversos agentes agresores. Después de una antibioterapia, los probióticos permiten resembrar la flora protectora y evitar el desarrollo de otras bacterias patógenas. También ayudan a digerir mejor la comida, mantienen el equilibrio de la flora intestinal y actúan frente a las bacterias patógenas.

Actualmente los sistemas de producción han reducido el contenido microbiano beneficioso de los alimentos, reduciendo también las defensas naturales que contenían los alimentos producidos de manera tradicional. En tu farmacia encontrarás complementos alimenticios que te ayudarán a cubrir las posibles carencias.

Llámanos        +34 958 52 25 16